EDITORIAL

  Revista KENOS número 2

 

Este segundo número de KENOS  lo consagramos a promover el conocimiento de la diversidad cultural.

   Somos en principio una creación de nuestra educación, de nuestra cultura madre. La impregnación en la piel de nuestra fuente cultural es inevitable. Pero lo que sí puede ser evitado es la ilusión de confundir la realidad con la idea que nuestra cultura se forja de ella. Fuera del inmediato horizonte de nuestra civilización, fulgura un vasto tejido de otras culturas que perciben lo real a través de la sustancia de sus propias creencias y costumbres. En un instante simultaneo del tiempo planetario palpitan culturas muy diferentes del patrón de Occidente como única civilización plena. Es cierto que los procesos de aculturación han tenido y tienen un efecto corrosivo sobre la integridad de las tradiciones de los pueblos. Cada vez más, la modernización occidental disipa las viejas costumbres. En muchos casos, los jóvenes ya no aprenden ni continúan las tradiciones de sus antepasados. Pero, a pesar del poder de la desintegración de las identidades culturales, en muchas regiones del planeta aún subsisten tradiciones y prácticas ancestrales muy diferentes al modelo de cultura única de la famosa globalización.

  En este número de Kenos, nos hemos esforzado por reunir algunos destellos de la viva red de las culturas diversas.

 Nuestro intento es muy humilde y limitado. Sólo presentamos un pequeñísimo filón de la rica cantera de la diversidad cultural. Pero, el propósito es promover una actitud, no un conocimiento cerrado y pretenciosamente exhaustivo.

  En Kenos 2 podrán hallar una selección de poesía de varios pueblos nacidos del rumor de viejos y anónimos ríos. En Australia, en la llamada "edad del ensueño", surgió una de las divinidades más antiguas: la Serpiente del Arco Iris.  Aun hoy, entre los aranda perdura algo de la poderosa cosmovisión mítica de la Australia arcaica. Baraka es un notable documental experimental, una quizá poco valorada obra de arte, que nos lanza al vuelo o viaje a través del gran tejido de las culturas diversas y de la naturaleza. A esta incitación le hemos dedicado un artículo personal. Y también exploraremos las culturas diversas mediante los hopis, las pinturas de arena de los navajos y su leyenda de los dos hermanos gemelos; la magia entre los guaraníes; el simbolismo del religioso instrumento musical de los mapuches: el cultrún; y la música en Bali; el shinto, la espiritualidad más antigua que abraza al Japón; y la medicina mágica que brota del suelo africano mediante la histórica investigación de Evans Pritchard.

  Sólo una pequeña incursión por el pletórico bosque de los diversos senderos culturales que buscan ser en nuestro mundo extraño y enigmático. 

Esteban Ierardo