Rostro de un dios en un vaso de los moche, pueblo que habitó el norte de Perú y descolló en el arte de la cerámica. Las serpientes que brotan de su cabeza, y los colmillos de su boca, evidencian la propensión a lo híbrido y amorfo, propio del arte americano indígena según Rodolfo Kusch.

 

   Apuntes para una estética de lo americano